El paradigma del ciudadano

La persona discapacitada es un sujeto de derecho, un ciudadano, no un objeto de la caridad.

Nuevas concepciones sobre la discapacidad

El paradigma del ciudadano

El paradigma médico no posibilitó la construcción del propio destino a las personas con discapacidad. Este paradigma tuvo además enorme influencia sobre la educación especial, que se desarrolló inicialmente como auxiliar de la medicina. Su mayor falencia ha sido ocuparse del seguimiento del déficit, y no de la persona como sujeto integral.La persona discapacitada es un sujeto de derecho, un ciudadano, no un objeto de la caridad.

Esta visión abre un debate ético que recién comienza. Los rastros de la exclusión social hacia las personas con discapacidad son abrumadores. No se trata ya de definir qué es la discapacidad sino de plantearnos como posicionarse frente a ella. Los movimientos de “vida independiente” autogenerados por muchas personas con discapacidad alrededor del mundo han situado a estas personas en las inmediaciones del vértigo que sienten los que crean y ejercen sus libertad. La vida independiente es el resultado de la práctica vital de determinadas personas con discapacidad que se apropiaron del discurso sobre lo que son. Esto significa entonces que, más allá de la situación fáctica, la discapacidad depende sobre todo del modo en que los individuos se perciben como sujetos.

La diversidad en realidad pertenece a la naturaleza, incluso a la humana. Pero algunos accidentes sociales y culturales han producido una distorsión de algunas diversidades que han sido connotadas con una evaluación negativa. Esta situación derivada de la visión médica persiste hoy día a través de la prestación de servicios especiales, que supone la distinción entre la atención social y la rehabilitación, entendiéndolas como dos cosas separadas. Las investigaciones modernas han revelado las psicopatologías surgidas de esta segregación.

De acuerdo a la OMS (Organización Mundial de la Salud) existen tres niveles de evaluación de la condición de la persona con discapacidad:

  • el análisis de la disminución física, psíquica o sensorial.
  • la consideración de las consecuencias de esa disminución.
  • el handicap, que deriva de la relación con el ambiente de vida cotidiana. Actualmente vemos una significativa exclusión social. Esto refleja claramente que la condición de las personas con discapacidad es un problema de derechos humanos y que hay una violación a esos derechos en la mayoría de los países del mundo.

La percepción del handicap como una relación social implica plantear pautas standard de carácter inclusivo, tales como las postuladas por las Naciones Unidas: debemos desarrollar políticas de igualdad de oportunidades, debemos dirigir acciones conducentes a la vida independiente, debemos garantizar la participación directa de las personas con discapacidad y de los familiares en las políticas que los implican, y debemos respetar el prinicipio de Mainstream. Éste sostiene que los servicios y acciones deben realizarse en los lugares ordinarios, no sólo en sentido amplio refiriéndose a la posibilidad de que una persona discapacitada tenga acceso a cualquier lugar, sino en referencia al respeto estricto de sus derechos como ciudadano. También alude la responsabilidad social que supone, por ej., que una problemática laboral sea abordada por entidades competentes sobre el trabajo y no organizaciones de la salud o la educación, como sucede frecuentemente al pensar en la inserción laboral de una persona discapacitada.

“Los objetivos deben ser la vida autónoma y autodeterminada de las personas con necesidades rehabilitativas. Si yo ando con dificultad con las muletas es más importante aprender a caer que aprender a andar. Ninguno pretende conseguir en una serpiente las cualidades de una jirafa... Las personas con discapacidad buscan una normalidad diferente”

Griffo, Giampiero

Vicepresidente de Disabled Peoples’ International/

Comisionado de la Unión Europea

**

Bibliografía

Apuntes de clase Seminario de Educación Especial I. Prof. Stella Caniza. UNSAM.

Pérez Bueno, L. C. (2004) El desmantelamiento de la discapacidad y otros escritos vacilantes. El Cobre Editores, Barcelona.

Griffo, G. (1999) La riqueza de la diversidad en: Verdugo Alonso, M. A. etal (comps.) Hacia una nueva concepción de la discapacidad.Actas de las III Jornadas científicas de investigación sobre personas con discapacidad. AMARU, Salamanca.

Búsqueda personalizada
INICIO